TOP

Red Escénica 10

Editorial
La búsqueda del relato

Hablar de futuro cuando llega el verano es un poco osado. El calor, el cansancio de una larga temporada, la mirada atrás de manera ineludible, el reconocimiento del presente también como tarea ineludible, la observación del cuerpo y de lo que hay alrededor para volver a situarte… todos estos lugares, esfuerzos, síntomas, acciones complican la mirada hacia adelante. Y no es malo. En algún momento del año se debe colocar uno en el presente y descansar. Y los calores son el mejor momento para retrotraerse en uno mismo como se enrosca un armadillo. 

Entonces, antes del último momento de cierre estival, de dar por imposible cualquier intento de mirar más allá hagamos una mirada al posible futuro de las artes escénicas.

Pero no como un intento de adivinar o de colocarnos como visionarios de lo que debería ser. No. Solo como un intento, partiendo de lo que hemos vivido, de colocarnos allí, allá, delante, un paso más y proponer cuestiones que creemos necesarias para mañana y que o bien no han funcionado antes, o se han quedado en el tintero o fuerzas “oscuras” (económicas, falta de iniciativas, falta de pensamientos…) no ha permitido que salieran adelante. 

Siempre he defendido que ante una crisis, crisis entendida como cambio de plano, surgiera un pensamiento nuevo o por lo menos diferente al anterior o por lo menos que aprendiera o localizara los fallos del anterior sistema. Ahora mismo, los españolitos de la cultura nos creemos a salvo o mejor o en camino de mejorar. Ese “a salvo” es por la entrada de recursos o por el parón de recortes de los recursos. Pero, al parecer, solo ha cambiado esta tónica. Por lo menos en diferentes comunidades autónomas y ayuntamientos pero no así en el Ministerio. En las Comunidades hay más recursos, siempre insuficientes, dirán los gremios culturales, pero que convencen, no así el Ministerio que se queda en lo mismo, debido a la ineficaz mano de los gobernantes por gobernar. Pero el tema del dinero no es del que quería hablar, porque siempre  parece que todo tenga que ir en esa dirección. No. El futuro se labra poco a poco pero siempre a partir de un plan. De un plan que contemple los errores del pasado, los asuma como propios, y se plantee nuevas estrategias para no caer en lo mismo. Se puede poner un ejemplo muy fácil: en la administración valenciana y en la MECUV, en una de las mesas sectoriales de Artes escénicas, se habla de que sigue habiendo mucha producción, y cada vez más y que todo el sector tiene que pasar por la producción anual. Y que esta producción es imposible de digerir por las salas, que al final las salas programan un fin de semana cada espectáculo y no se genera público… pues bien. Este problema viene de lejos, de cuando las cosas no funcionaban bien, en la época en la que se ataban los perros con longanizas escénicas (dicen los viejos del lugar) no pasaba nada porque había recursos pero en el momento en el que no hay, en el que surgen multitud de compañías, de salas y de festivales ya no hay recursos para todos y hay un bajón de público porque nos pasamos el día en cómo arreglar nuestros problemas económicos y produciendo. Bueno. Pues en vez de mirar hacia el futuro y colocar las líneas estratégicas de las administraciones y del sector en la distribución, movilidad, internacionalización, creación de audiencias duraderas y activas… dotando de más recursos, personal y formación en estos lares, se sigue apostando por la producción, por producir, estrenar, dar a luz… pero sin trazas de futuro para el nacido. Y no es un invento mío dónde se deben poner los recursos, es un canto general, pero siempre nos tira el día a día, lo urgente y no lo importante.

Ya llevamos tiempo diciendo en nuestra Comunidad que primero arreglemos lo de dentro y luego ya veremos. Creo que hace tiempo que toca trabajar con el “ya veremos”. Como sector y como administración debemos crear un futuro que no pase solo por pedir más, por tener más recursos, sino por construir desde un lugar en el que los recursos creen caminos nuevos o fortalezcan aquellos que nos pueden dar más posibilidad de crecimiento y de sostenibilidad como sector. 

En los distintos artículos se habla de la comunicación, de cómo comunicar, de la sostenibilidad, de la movilidad, de la internacionalización, de compañías que se han sostenido en el tiempo y sus secretos, de compañías que necesitan idear su futuro y no vivir día a día… es decir, se habla de futuro, desde lo propositivo. Y se ilustra desde lo propositivo y desde la mujer. 

Mis padres me enseñaron a se proactivo y a no callar ni bajo el agua, les salí rana la mayoría de las veces, pero sabían que no cejaría en decir lo que pienso y lo que pienso desde hace tiempo es que debemos construir desde un relato, desde un pensamiento. 

Y creo que ahora falta RELATO. Un relato que nos haga creernos que sabemos hacerlo de otra manera, más sostenible, más comunicable, más relacionable, más feminista

En estos dos números (10 y 11) hablaremos de futuro de las artes escénicas. Y todo ese pensamiento estará ilustrado por la mano de la ilustradora Laura Carbonell. Además como cambio sustancial a otros números y a toda la serie de números de la vieja y nueva edición de la revista (activa desde el año 2000) construimos el relato de la dramaturgia textual. En cada número vamos a editar 3 textos de diferentes autores. Uno de los textos, vendrá de Iberoamérica o de otro continente, otro de los textos vendrá de una autora valenciana y otro nacerá de una escritura singular (colectiva, novedosa, diferente…). 

Así que construid vuestro relato y mirar el futuro antes de que sea tarde. 

(VALENCIA) Licenciado en Filología Hispánica y Máster en Gestión Cultural: Artes escénicas, Danza y Música por la Universitat de València 2008-2010. Tesina: Análisis y autoanálisis de un proyecto socio-artístico: caso teatro de lo inestable (2010). Gestión y dirección artística del proyecto inestable (tres teatre y teatro inestable desde 1997 hasta 2014. A partir de 2014 codirección, con M. Bayona y R.Palomares, de Proyecto inestable. Co-gestión de la revista teatral acotaciones en la caja negra-red escénica, issn 1695- 9485 desde 2000-2011 (25 números en total). Dirección de la revista acotaciones en la caja negra-red escénica con issn 2386-6152 a partir de 2011 (25 números en total). Dirección del proyecto europeo “islotes en red” (2011-2013) dentro del programa cultura 2007-2013: proyectos de cooperación. Presidente de la Red de teatros alternativos desde 2014. Miembro del Consejo Estatal de la Cultura como representante de la Red de Teatros Alternativos desde 2014. Dirección del Meeting de Otoño de la IETMValencia 2016. Miembro de la comisión artística de la Programación de los 23 espectáculos para el Meeting, miembro de la comisión de contenidos. Autor de más de 25 textos dramáticos. Director y dramaturgo de más de 20 espectáculos.